Intersticios_ Juan Sebastián

Intersticio No.1

Soy un hombre lleno de ausencias, de pérdidas, de naufragios. Como aquel barco que jamás llegó a la costa hundiéndose en lo profundo de la mar. O de aquel soldado en el campo de batalla, sentado en una trinchera sosteniendo entre sus manos la foto de su ser querido con los ojos humedecidos. Su única ilusión fue regresar a casa; ilusión fatal, expectativa incierta. Fue muerto en batalla.

Intersticio No. 2

La fatídica lucha. La conspiración constante. Estar alerta a la vida y a sus devenires, sean cuales sean; vengan de donde vengan: bienvenidos por siempre hasta el postrero día de existencia. La última esperanza es la muerte y si llega, hay que abrazarla con amor. No esperar nada a cambio, sólo vivir y darlo todo. De eso se trata. Tal vez, de la lucha fatídica que está perdida. Ganarle a quién o a qué, si la conspiración más grande se la hace uno mismo a uno mismo.

Intersticio No. 3

Quiero sentirte, sentirme, sentirnos. Que exploremos cada rincón nuestro. ¿Sabes? No logras imaginarte, como esta madrugada, las ganas que me dan de besar cada resquicio de tu cuerpo: de explorarlo, de jugar con él, de hacerte venir, de venirme. Penetrarte o que me comas por completo. Saciarnos, en lo posible.